Sin duda uno de los detalles que hacen que nuestro lugar de vacaciones tenga un toque mágico es que disponga de una bonita piscina “infinita”. Este particular diseño es el que se consigue confundiendo el final de la piscina con el horizonte dando la sensación de que acaba en el infinito.

A continuación podréis ver algunos ejemplos de estos increíbles lugares:

Golden Triangle Resort – Chiang Rai, Tailandia

Las Toscana en Italia

Sheraton Waikiki – Hawaii

Estas son sólo un ejemplo de estos lugares con mucho encanto que podemos encontrar alrededor del mundo. Podéis encontrar muchas más en esta galería y deleitandonos con piscinas en lugares tan increíbles como Bali (Indonesia), Tanzania, Sri Lanka, Laos, Turquía, las Islas Maldivas, el Mar Muerto en Jordania, México, Sydney (Australia) o las Islas Fiji. Recuerda que la mayoría de ellas están diseñadas para un público de lo más pudiente por lo que será difícil conseguir alguna oferta barata para disfrutar un fin de semana en ellas, pero a todos nos gusta soñar.